La Casa de les Punxes en Barcelona

També en / También en / Aussi en: Catalán

Si bien los edificios modernistas son muy conocidos en Barcelona, ahora hay que sumarle uno más. Después de más de 100 años cerrada al público, hace apenas año y medio abrió sus puertas al público la Casa de les Punxes, del arquitecto Josep Puig i Cadafalch.

El edificio lo encontramos en la Avenida Diagonal de Barcelona, en la ruta modernista y muy cerca de edificios como La Pedrera y la Casa Batlló. Su arquitectura es especial pues el arquitecto se inspiró de construcciones medievales tomando como inspiración el Castillo de Neuswanschtein en Alemania. De ahí que encontramos las torres en punta en lo alto del edificio.

Este edificio fue construido para las tres hijas de la familia Tarradas, nombre con el que también se conoce la casa. Aunque por fuera da la impresión de ser una sola vivienda, la realidad es que está compuestos de tres partes, destinadas a cada una de las tres hijas: Angela, Roser y Josefa.

Así en cada una de las partes aparece un detalle que representa la propietaria de esa parte del edificio como la representación de un ángel en la vivienda correspondiente a Angela.

La visita se puede realizar por cuenta propia con audio guía o con visita guiada. Esto permite conocer y ver los secretos y curiosidades que esconde este edificio. Nosotros hicimos la visita guiada toda la familia y empezaron por explicarnos los exteriores de la construcción.

El lateral y fachada principal que toca a la Avenida Diagonal, al ser la que más se ve, será la que más decoración de arquitectura tiene.

Nos abren una puerta lateral, la que corresponde a la hermana Roser y que es justo la del edificio del centro. En el portal mismo encontramos unas vidrieras y detalles de lo más bonito.

Seguimos la visita volviendo a la entrada principal de la Casa de les Punxes para subir hasta la azotea y contemplar de cerca las imponentes torres. Estas torres se destinaban al personal del servicio. Ahora se puede acceder a ellas y leer o ver la evolución de la casa a través del tiempo, sentarse para ver una historia reflejada en la cúpula de la torre o en las paredes de ladrillo y hasta jugar a tocar reproducciones del material utilizado en la construcción del edificio.

También podemos admirar las vistas de la Avenida Diagonal des de lo alto de estas.

La visita continúa con una experiencia interactiva en una de las plantas del edificio. Una planta donde se mezcla última tecnología con la contrucción original del interior del edificio.

Es en esta planta principal que os maravillaréis con la historia de Sant Jordi a través de vídeos de lo más originales. Nos encantó la manera de poder disfrutar, con la tecnología utilizada, de la leyenda muy relacionada con la historia de la casa.

Nosotros dedicamos un día a hacer la visita de Barcelona en Bus Turístico y la experiencia fue muy buena, lo podéis leer en este artículo. Así que si estáis haciendo este tipo de visitas, la Ruta Azul del Bus Turístico pasa junto al edificio de la Casa de les Punxes.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *